Protege así tu vista del sol

Con la primavera y el cambio horario, llega el aumento de las horas de luz. Empezamos a salir más, pasamos más rato en el exterior, hacemos más deporte al aire libre, tomamos el sol… y con ello se incrementa la exposición de nuestros ojos a la luz ultravioleta. Si no protegemos nuestra vista de la radiación UV, estamos expuestos afectaciones en la córnea, el cristalino y la retina, entre otras zonas. Además, hay que tener en cuenta que este daño es acumulativo y permanente, por lo que cualquier gesto preventivo cuenta.

Por eso, aquí van algunos consejos proteger tu vista del sol con garantías:

  1. Evita la exposición directa

Sal a hacer deporte a las horas extremas del día. Por la mañana y al atardecer, cuando el sol está más bajo en el horizonte, la cantidad de luz ultravioleta es menor, por lo que te afectará menos a los ojos. Si haces deporte al mediodía, y el día es muy luminoso, debes utilizar una gorra o unas gafas de sol adaptadas al deporte que realices (o las dos cosas a la vez).

  1. Utiliza unas gafas de sol adecuadas

No todas las gafas son iguales. Existen diferentes grados de protección frente a la luz ultravioleta. Déjate aconsejar por el óptico, ya que dependiendo del color de tus ojos y de la sensibilidad que tengas a la luz, deberás escoger mayor o menor grado de protección.

  1. Di adiós a las gafas de sol de mercadillo

Aunque la diferencia de precio sea importante, lo es más en relación a la calidad. Compra tus gafas en lugares homologados. De lo contrario, a la larga te expones a lesiones oculares importantes.

  1. Hidrata tus ojos

Así como te hidratas cuando hace mucho calor porque pierdes agua debido a la sudoración, los ojos también necesitan hidratarse. Ponte lágrimas artificiales varias veces al día si realizas deporte al aire libre, especialmente si notas alguna molestia.

  1. Cambia las lentillas por gafas

Si llevas lentes de contacto, es mejor no tomar el sol con ellas y sustituirlas durante ese rato por unas gafas graduadas. Existen lentillas con filtro para rayos UV, pero debes asegurarte de que son de buena calidad.

  1. Hazte una revisión rutinaria

Te recomiendo una revisión en tu oftalmólogo de confianza si tienes dudas en relación a qué gafas utilizar y, sobre todo, chequear tu salud visual una vez al año para prevenir la aparición de problemas oculares.

Etiquetas del artículo
, , , , ,
Escrito por

Aitor Fernández es oftalmólogo del Servicio de Catarata, jefe de la Unidad de Glaucoma de IOA-Madrid Innova Ocular y experto de Doctoralia.