¿Ola de frío? ¡Rutina para entrar en calor en la oficina (a 13ºC)!

¿Qué ocurre cuando llega una ola de frío y en tu oficina, en la que no hay calefacción, el termómetro marca 13ºC? Os expongo un plan de choque que llevo perfeccionando durante varios inviernos y que sirve para mantenerse caliente y, a la vez, como preparación física durante estas semanas de pretemporada.

ola de frío record histórico factura de la luz entrenar en la oficina
¿Ola de frío? ¿Récord histórico de la tarifa eléctrica? ¿Trabajo sedentario? ¡El ejercicio físico es la mejor calefacción!

TRABAJO SEDENTARIO = BAJAS PULSACIONES = FRÍO

Lo de trabajar con el plumífero puesto está más que superado. También lo de la taza térmica con infusiones. Y la manta del IKEA a modo de falda o los calcetines de lana, también. Pero es que al permanecer quieto tanto tiempo, sentado frente al ordenador, moviendo apenas los dedos, con las pulsaciones muy bajas (alrededor de 50 RPM) y a esta temperatura (entre 12 y 15ºC), uno acaba enfriándose.

Podría encender la estufa y caldear el ambiente, pero he optado por crear una especie de rutina gimnástica que me funciona la mar de bien y que me ayuda a fortalecer los músculos, mantenerme activo y aprovechar mejor el tiempo, pues incluso me ayuda a mantener la concentración y rendir más frente al ordenador.

CADA MEDIA HORA… PAUSA Y GIMNASIA

Por la mañana, durante las primeras 3 horas de despacho, cada 30 minutos pongo el ordenador en reposo y hago entre 5 y 10 minutos de ejercicios:

· En las horas en punto… Me levanto y hago 1 minuto de plancha; 25 sentadillas normales; 15 push ups; 2 minutos de pesas rusas (ejercicios diversos). Al terminar, repito el mini-circuito. Por lo general, a los 3 o 4 minutos ya he entrado en calor. Las dos vueltas duran menos de 8 minutos. Es importante ser progresivo para evitar lesiones. Nada de saltos bruscos. A los tendones no le gustan –al vecino tampoco–.

· En las medias horas… me levanto y hago rotaciones de tobillos, 2 minutos de ejercicios de sóleos; 30 segundos de plancha lateral por cada lado; 3 minutos de “danza” anárquica descalzo, para fortalecer sóleos y tobillos; 10 sentadillas búlgadas con cada pierna; 3 minutos de pesas rusas (cambio de grupos musculares). Repito el mini-circuito y al completarlo sigo trabajando.

De esta manera, escribo 20 minutos, hago 10 minutos de ejercicios, escribo 20 minutos, hago 10 minutos de ejercicios… En cada turno me marco mini-objetivos y procuro cumplirlos. El tiempo y mi cerebro rinden más así. La rutina me ayuda a enfocar.

SALIR EN BICI O A CORRER A MEDIODÍA

En verano suelo salir a correr o pedalear a la hora de comer, pero en estos días es preferible aprovechar las horas de más calor, es decir, entre las 12 y las 14 h.

Luego, ducha (con agua caliente), comer (con cuchara) y seguir trabajando pero con mayor distensión, con paradas para hacer estiramientos, leer, ver vídeos que inspiran, cotejar mapas, crear nuevas rutas…

UN TRUCO PARA MOTIVARTE

Antes de la salida a mediodía, busco un vídeo que me motive especialmente. Un ejemplo, el de la quinta etapa de la Pyrenees Stage Run 2016:

UN TRUCO PARA CONCENTRARTE

Cada vez que tu mente, instintivamente, se distraiga y fantasee con la idea de ir a abrir una nueva ventana en el navegador y curiosear en las redes sociales sin razón aparente (Facebook, etc.), te echas al suelo y haces push ups hasta el fallo. Créeme. Funciona. No he hecho tantos push ups en mi vida 🙂

Comentarios Facebook
Escrito por

Periodista, aventurero, escritor & "culo de mal asiento". Barcelonés, afincado en el barrio de Gràcia, pero nómada por naturaleza. 41 años. Aficionado a leer, correr, ir en bici a todas partes, subir montañas, bucear, mirar mapas, hacer realidad los viajes que sueña... ¿La aventura que cambió su vida? Cruzar en bicicleta y en solitario los siete desiertos más grandes y emblemáticos del mundo: Australia, Atacama, Mojave, Namib, Kalahari, Gobi y Sáhara. Pedaleó 30.000 kilómetros durante cuatro años y aprendió que los desiertos son algo más que lugares vacíos y llanuras inertes. Todas sus peripecias aparecen en el libro 7 desiertos con un par de ruedas, de Saga Editorial, con más de 200 fotografías que él mismo realizó durante las siete expediciones. Este blog lo inició cuando se preparaba para participar en la Titan Desert compartiendo tándem con Serafín Zubiri. La aventura fue un éxito, pues lograron completar la carrera en tándem, algo que jamás se había conseguido. Superado el reto, surgió otro, y luego otro, y otro más... y aquí nos los cuenta. Su website personal es www.conunparderuedas.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *